Defensora ambiental de Honduras: “Bendita sea mi muerte si me llegan a matar por la defensa de los territorios”

20 Jul 2017 Redacción Vanguardia

En el territorio Centroamericano la lucha de las mujeres por el medio ambiente crece cada día mas, tal es el caso de Dora Sorto en El Salvador, Berta Cáceres en Honduras, mujeres que se convirtieron en ejemplo de otras activistas y ecologistas de la región; Aquí se narra el testimonio de una mujer que lucha a pesar de saber que la defensa de los bienes naturales y los derechos humanos puede significar la muerte.

Por Eduardo Barahona

Fotografía: Eduardo Barahona

La lucha de las mujeres ha dado frutos a pesar de las pérdidas de grandes luchadoras y lideresas que se rebelaron contra un sistema opresor, capitalista y machista, En Honduras Berta Cáceres tras su asesinato más personas le conocieron y reforzaron la lucha contra la represa Agua Zarca, quien intento apoderarse del rio Gualcarque, la empresa se retiró ante aquella fuerza que dejó a otras mujeres como la ecologista hondureña.

En El Salvador también son muchas las mujeres que enfrentaron a grandes empresas con poder mundial como el caso donde la ecologista y actividad Dora Sorto luchó hasta el final por la prohibición de la minería metálica y donde al final su esfuerzo reforzó a muchos y a muchas para que un país se declarara por primera vez en el mundo libre de minería metálica.

Hay testimonios que aún siguen dejando evidencia de la violencia directa a las mujeres que luchan por el respeto y cumplimento de los derechos humanos.

En el “VIII Foro Centroamérica Vulnerable”, estaba sentada una mujer con un atuendo muy colorido y atenta a los temas de defensa de territorio por alguna razón dio la impresión de ser una mujer fuerte y capaz de luchar contras grandes empresas trasnacionales y poderes políticos como lo hicieron Dora Sorto y Berta Cáceres.

La activista Elena Salinas es una hondureña, que igual que su amiga Berta Cáceres lucha para que las hidroeléctricas no se roben el vital líquido de las poblaciones del departamento de Cortez en Honduras, Salinas da su testimonio de su lucha junto a otras mujeres

“Nos dan una respuesta o quitan a la hidroeléctrica para dejar las fuentes de agua libre de contaminantes a la población” La activista comenta que las amenazas por defender los territorios de las empresas trasnacionales la han llevado a tener múltiples amenazas

“Cuando defendemos el agua la comunidad tenemos múltiples amenazas, llamadas telefónicas, de echo yo tengo una actividad de venta de comida y ante la amenaza cerramos temprano por que hubieron amenazas muy fuertes. La lucha sigue los que estamos en compromiso seguimos exigiendo, pero ahora hablamos con el regidor y planteamos la temática. Ahora en Honduras la protesta esta criminalizada, es prohibido hacer huelgas; nos acusan hasta criminalizarnos”

Al preguntarle a Salinas sobre si el gobierno apoya a las grandes empresas trasnacionales y narcotraficantes ella responde de esta manera

“El tema es como lo de Berta Cáceres una líder indígena asesinada y yo no me lo estoy inventando, quienes son los que la autoridad encontró culpable del crimen de Berta Cáceres son grupos paramilitares, un mayor del ejército, un ex policía, entonces ese escenario nos da claras luces de que hay una mano poderosa detrás de la criminalidad, tenemos delincuencia común pero la que más temor tiene la población es la criminalidad política”

Uno de los principales problemas que enfrentan los activistas en Honduras son las mismas propuestas de ley y algunas leyes ya vigentes, actualmente se está buscando que dentro del código penal de Honduras sea un crimen de terrorismo manifestarse por medio de las protesta, también existe una Ley de minería Honduras (DEFOMIN) existen leyes que permiten la extracción de minerales y piedras preciosas aunque esta causa daño a una gran parte de la población y medio ambiente.  

“Seguimos buscando aliados estratégicos obligatoriamente hemos cambiado el discurso ya no vamos ir hacer protesta como antes, Nos han coartado totalmente, aparte de eso los lideres ahora tienen miedo, cuando mataron a Berta Cáceres me llamaron por teléfono y me dijeron la que sigue sos vos. Bendita sea mi muerte si me llegan a matar por la defensa de los territorios, por que miren a Berta Cáceres después de muerta es cuando más ha vivido, ahora con matarla la inmortalizaron por tal razón si me matan que sea por mi pueblo” dijo Elena Salinas

 

Más del 75% de ambientalistas asesinados venían de Centro y Sur América según datos del informe de la organización no gubernamental Global Witness.

Comentarios

Todos los campos son requeridos.

47 Av. Norte #226, Col. Flor Blanca, San Salvador.
Contáctanos: This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.